Llamador de Ángeles

11,00

Los llamadores de ángeles pueden usarse como amuleto personal de niños y adultos, o elemento de protección para el hogar.

En el primer caso, puede ser llevado como colgante  por el individuo. Cuando se trata de una mujer embarazada, el llamador de ángeles debe utilizarse a partir de la semana 16 de gestación, con una cadena larga (unos 70 centímetros) que permita situar la pieza a la altura del ombligo.

De esta forma, el amuleto estará protegiendo tanto a la madre como al niño por nacer. Una vez que el bebé nazca, la madre debe decidir si conservar el llamador de ángeles para ella o colocarlo sobre la cuna del bebé.

Esto se debe a que solo puede utilizarse un llamador por persona (son intransferibles). Si lo colocas colgando sobre la cuna del bebé, puedes adquirir otro para tu uso personal, pero con una cadena más corta.

Para invocar la protección de los ángeles sobre el niño durmiente, solo hay que hacer sonar el amuleto. Lo mismo aplica, si deseas utilizarlo colgado de la puerta o cerca de una de las ventanas del hogar.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Llamador de Ángeles”

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Categoría:

Uso de Cookies: Utilizamos "Cookies" propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, elaborar información estadística. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar